facebook  twitter 

     Mail:

LA IMPORTANCIA DE LA FIGURA

Puedes pensar que sabes cuándo es el momento de mirarte al espejo, o tal vez puedes estar tratando de cubrir esas áreas fuera de forma para evitar verte cómo estás en realidad. ¿Sabe cuánta grasa llevas, comparada con los músculos? ¿Sabe en dónde tiendes a aumentar de peso? ¿En la parte de arriba del cuerpo, en la de abajo o en la mitad? El saber las respuestas a estas preguntas te ayudará a diseñar un plan personal para bajar de peso y lograrlo mantener.

El primer paso para alcanzar tu mejor forma personal es entender a tu cuerpo. Como una profesional que enseña tanto a doctores como al público sobre la obesidad, creo que la pérdida de peso ha sido sobre valorada y la figura del cuerpo menospreciada. Probablemente has leído sobre el Índice de Masa Corporal (BMI, por sus siglas en inglés), el cual es el índice de relación entre el peso y la altura. Si tu BMI es mayor de 25, se considera sobrepeso en los Estados Unidos; y si es mayor de 30, se considera obesidad. Este índice ha sido una poderosa herramienta para que los científicos documenten la epidemia de obesidad en este país. Sin embargo, cuando se trata de tu persona como un individuo, puede ser confusión. Un jugador de fútbol americano puede considerarse con sobrepeso en la escala BMI, pero si el peso extra es músculo, en realidad no lo está. Una mujer delgada puede tener un BMI normal y aun así tener grasa de más. Así que la figura de tu cuerpo sí importa.

Las tipos de figuras son únicos de cada persona y van más allá de la típica manzana y la pera. Las mujeres pueden tener tres figuras de cuerpo típicas – gordura en la parte superior, en la parte inferior o en ambas. Los hombres usualmente sólo engordan de la parte superior. La parte superior del cuerpo acumula grasa en tiempos de estrés y algunas personas pueden bajar o subir peso con mucha rapidez en esta parte. La gordura en la parte inferior del cuerpo de las mujeres responde a las hormonas femeninas como el estrógeno y la progesterona, y acumula grasa cuando se amamanta a un recién nacido. Las mujeres que tienen sobrepeso tanto arriba como abajo lo perderán primero de la parte superior. Las mujeres con más grasa en la parte superior del cuerpo tienden a tener más músculo que las mujeres con menos grasa, y necesitarán más proteínas en su dieta para ayudar a controlar su hambre. Perder peso es más difícil si se tiene sobrepeso en la parte inferior, pero los beneficios médicos de perder su sobrepeso en la parte superior del cuerpo son mejores. Perder peso alrededor del cuello, la cara, el pecho y la cintura usualmente viene acompañado de una pérdida de grasa a nivel interior también. Así que mientras se ve mejor, también está mejorando tu salud tremendamente.

Finalmente, hay dos figuras de cuerpo más a considerar: La figura que puedes cambiar y la figura que no puedes cambiar. Es importante saber la diferencia y trabajar sobre la figura que sí puedes cambiar, mientras ajusta tu guardarropa y actitudes a la figura que no puedes cambiar. Debido a un metabolismo lento, muchas mujeres con grasa en la parte inferior del cuerpo no pueden perder peso con tan sólo reducir el consumo de calorías. Estas células de grasa en la parte inferior son resistentes tanto al ejercicio como a la dieta. Sólo un programa personalizado puede ayudarte a que te asegures de consumir suficientes proteínas para controlar los antojos y construir o mantener la masa muscular.